Juanjo Rodríguez


Juanjo Rodríguez, en un descanso del rodaje de El Camino de los Ingleses, posando junto al Dodge de Don Alfredo (Juan Diego).

La foto se tomó en Churriana (Málaga), en diciembre de 2005. FOTO: Agustín Rivera

Juanjo Rodríguez dará mañana el Pregón del Carnaval de Málaga. Juanjo es primo-hermano de uno de mis mejores amigos, de un amigo de la infancia al que nunca le perdí la pista y cuya amistad se consolidó definitivamente en mis años en Madrid. No publicaré aquí su nombre porque sé que es pudoroso y no le gustan los focos. Todo lo contrario que Juanjo. Se presentó al casting de El Camino de los Ingleses y estuvo a punto de conseguir el maravilloso papel de Babirusa. Al final se lo llevó su mejor amigo: Raúl Arévalo.

A Juanjo, al que artísticamente llaman Canco, le he visto actuar en la Katarsis del Tomatazo, en la Sala Mirador, en Lavapiés, en la película La Fiesta y ahora en Aída. Su alegría contagiosa, su humor chispeante, de fogonazos irrepetibles, hacen de él un enorme aliado para la conversación más animada y brillante. Pero Juanjo también es de las personas que saben escuchar, animan en los momentos bajos y es capaz de ver el lado positivo de las cosas. Un lujazo de persona. Y un actor que todavía no ha llegado a su esplendor creativo. Un escritor (tiene relatos muy buenos) amante de las historias cortas y gran dialogista. También dirige obras teatrales. Y seguro que algún día dirigirá una peli que estrenará con alfombra roja en el Cervantes. Será allí cuando me acuerde de los tiros a canasta con su primo y su hermano Julio y de las fiestas y el trabajo con los textos en un ático que tenía vistas al Palacio Real.

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *