Dos de mayo

Robert McKee imparte un seminario de guión en el Palacio de Ferias de Málaga. Esta tarde o mañana me contará cómo es la reportera Mercedes Ibaibarriaga, la que logró, en una entrevista en el Magazine, que María Teresa Fernández de la Vega se sincerara: “No soy lesbiana”.

Mientras ordeno la habitación y cuelgo la ropa, escucho a Carlos Boyero en la SER. Destripa la última película de Al Pacino: “La peor que he visto en los últimos 10 años”. La periodista le replica: “Ya será menos, seguro que no te acuerdas de otras”.

Madrid se levanta contra la ignominia francesa y Murat se cobra 200 muertos. Es el titular de la edición extra de EL MUNDO. Vuelve, de nuevo, el Testigo Directo a la última del periódico, de donde nunca debió salir: “No sé si aguantaré tanto dolor”. Lo escribo con comillas, pero el Testigo se publica sin comillas. Le acompaña la columna de Raúl del Pozo, Muerte a los gabachos: “Poco después, a primera hora de esta tarde, ha comenzado el delirio de las ejecuciones”.

Hoy es el cumpleaños de mi padre. 64 años. Mi sobrinito, de 13 meses, sonríe a dos metros de la pantalla del ordenador. Abre puertas y camina cada vez con más soltura.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *