El fracaso de Málaga 2016

¿Por qué el fracaso de Málaga 2016 no se puede convertir en un éxito? Ya hay mucho trabajo hecho. No hay que tirarlo a la basura. El gran problema es que Málaga empezó muy tarde a creer en sus posibilidades. Córdoba tenía un gran potencial y ha dañado las opciones malagueñas.

La gran ventaja de Málaga es que puede desarrollarse culturamente sin necesidad de la capitalidad de 2016, no como otras urbes elegidas en el primer corte.

El divorcio entre Juan López Cohard y Javier Ferrer no ha influido en el jurado, pero sus discrepancias han restado impulso al proyecto.

Málaga seguirá siendo una ciudad puntera. Con 16 o sin 16.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *